SE ACABA EL COLEGIO ¿Y AHORA QUÉ?

cosas-que-no-te-pueden-faltar-en-las-vacaciones_133632.jpg_600512759Ya ha llegado Junio, ha llegado el verano y por lo tanto las vacaciones. Se acabó el tener que llevar a los niños al colegio y tenerles allí ocupados gran parte del día. Se acaba el colegio, pero también las actividades extra-escolares a las que acudían. Tanto para los niños como para los padres, es un cambio muy drástico. Han estado durante meses con una rutina establecida en la que el tiempo libre era escaso. Cuando no estaban en el colegio estaban en las actividades extra-escolares, o sino haciendo los deberes. Si nos paramos a pensarlo, cada vez tienen menos tiempo para ser “niños”.
Ahora llega el verano, lo han estado esperando con ansías y por fin está aquí, lo necesitan, es bueno para ellos desconectar de tantas obligaciones. Igual que los adultos anhelan las vacaciones, a los niños les pasa lo mismo. Están deseando tener tiempo para jugar, para estar con sus amigos, para vivir nuevas experiencias, y sobre todo para pasar más tiempo con sus padres.
Como hemos dicho, para los niños las vacaciones son una época de diversión, pero ¿para los padres también? Para los adultos, unos días de vacaciones están bien, pero 2 meses…es demasiado. Existe una cierta preocupación por parte de los padres en que este periodo se convierta en una época de descontrol. Aparte de esta preocupación, existen otras; qué hacer con ellos durante tanto tiempo, miedo a que olviden lo aprendido durante el curso, miedo a no saber manejarles ya que no existe una rutina…
En muchas ocasiones los padres recurren a campamentos de verano, talleres, cursos…para “aprovechar el tiempo libre”. En esta época del año, la oferta es inmensa, y cada familia elige la opción que cree más conveniente para su hijo, según sus características y necesidades.
A la hora de elegir qué es lo que queremos que los niños hagan durante el verano hay que tener en cuenta diferentes factores;
– Pensar en el niño, lo que quiere y lo que necesita. Tenerle entretenido durante varias horas en un curso, academia, taller…puede tener beneficios, pero vamos a ponernos en el lugar del niño. Acaba de terminar las clases y le apuntamos a unas actividades en las que va a seguir haciendo lo mismo que en el colegio. Puede que por motivos de trabajo, el niño tenga que estar durante un tiempo acudiendo a cursos, pero vamos a pensar en sus gustos. A no ser que sea necesario, porque necesite refuerzo en alguna asignatura o tenga que recuperarla, no olvidemos que las vacaciones son un momento de relajación y de ocio. Seguro que hay muchas actividades a las que pueden acudir mientras los padres trabajan sin que tengan que estar haciendo deberes o dando clases todos los días. Las vacaciones son vacaciones.
– El hecho de estar de vacaciones no significa que no existan normas. En vacaciones existe más flexibilidad, pero tampoco hay que olvidar los buenos hábitos diarios que tenía el niño. Hay que respetar los horarios de sueño y comidas, aunque no es necesario ser tan rigurosos como el resto del año, pero tampoco podemos pasarlos por alto.
– Aprovechar el tiempo para compartir más actividades con los niños. Ya que durante el curso, por horarios, rutinas, obligaciones, es más complicado, es una época muy buena para pasar más tiempo juntos, mejorar los vínculos y pasar un buen rato.
– Intentar buscar el equilibrio entre el tiempo de ocio y el tiempo de actividad. Es bueno que los niños realicen diferentes actividades, pero también tenemos que dejarles tiempo para que ellos solos jueguen, inventen historias, juegos…
Vamos a intentar ver las vacaciones como una oportunidad, no como una preocupación. Es una buena oportunidad para mejorar la comunicación con los niños, pasar más tiempo con ellos, realizar actividades que durante el resto del año no se pueden hacer, mejorar o reforzar los vínculos afectivos y emocionales…
Lo más importante de las vacaciones es poder disfrutarlas con la gente que queremos.
Claudia Huelves Pérez

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *